Las pymes pueden crear sus propias apps de forma intuitiva y eficaz gracias a Upplication

Las pymes pueden crear sus propias apps de forma intuitiva y eficaz gracias a Upplication
De la idea de poder crear una aplicación móvil de un negocio sin necesidad de saber programar nació Upplication, una plataforma española que con sólo 3 añitos de vida ya se encuentra presente en nada menos que medio centenar de países del mundo. Tres jóvenes españoles fueron los que dieron vida a esta elegante plataforma que pone fácil lo difícil a todo aquel que no tenga conocimientos de programación. Hemos tenido la suerte de poder contactar con uno de ellos, Víctor Rodado Frutos, que a pesar de tener la agenda al completo (¡algo que ya es buena señal!), nos ha dedicado un tiempo para la siguiente entrevista: ¿Puedes contarnos un poco sobre tu formación y la de los otros co-fundadores? Yo soy un periodista rodeado de ingenieros. Mi vocación siempre ha sido crear negocios on-line que aporten valor. Mis socios co-fundadores del proyecto son técnicos, y especialmente José Luis Vega de Seoane es ingeniero con una visión de negocio brutal. ¿En qué consiste exactamente Upplication? Somos el creador de apps para pymes del mundo. Ahora mismo en 65 países aportando mucho valor a los pequeños y medianos negocios. Cualquier persona entra en nuestra web y puede crear su app para iOS y Android sin conocimientos de programación, muy sencillo y eficaz. Plataforma Upplication ¿Cuándo surgió la idea de formar esta empresa? ¿Por qué ese nombre? La idea surgió en 2012, los primeros años del boom de smartphones y apps móviles. El nombre es sencillo, aplicación en inglés con el prefijo “Upp”: Upplication. ¿Por qué decidisteis crear vuestra propia empresa? ¿Por qué no? Lo llevo dentro, es lo que me gusta hacer. Montar proyectos, lanzarlos y ver como ayudan a mucha gente (trabajadores, clientes, proveedores, entorno). Es desde mi punto de vista la forma más libre de vivir. ¿Cómo está financiada? Al principio de ahorros nuestros y de algún familiar, ahora mismo con varios inversores privados y algún fondo de inversión. También hemos recibido alguna ayuda del estado, nos han ayudado en momentos clave. ¿Cuál es vuestro modelo empresarial? Somos un modelo SaaS, nuestro cliente nos paga mes a mes o año a año una cuota pequeña para poder usar nuestro servicio. ¿Qué hace que vuestra empresa se diferencie de la competencia? La herramienta está enfocada solo para pymes. Si eres una tienda, un restaurante, un gimnasio, un hotel, una peluquería… Nos hemos centrado en ellos. Además tenemos un servicio de acompañamiento y soporte brutal, desde el primer momento nos encargamos de que el cliente aprenda el camino del éxito para ganar dinero con su propia app. Aplicación personalizada ¿Habéis ganado algún premio o mención especial? Sí, varios. Simo 2012, Fundetec 2013, Sage Emprendedores… Los premios son algo que únicamente sirve para salir en el periódico. En tu opinión, ¿cuál es la clave para el éxito empresarial? Constancia, cojones y contactos. No parar, todos los días y hacer las cosas siempre con una estrategia en la cabeza. ¿Qué consejo le darías a un joven emprendedor? Que monte un gran equipo desde el principio, es la diferencia entre una empresa mediocre y una excepcional. ¿Qué otra startup española te gusta o te llama la atención? Muchas y cada vez más. Por ejemplo, CartoDB, Wallapop, Tutellus, SumaCRM. Estamos en el mejor momento de la historia en lo que a startups españolas se refiere. Optimismo, ganas de hacer las cosas y hacerlas lo mejor posible, constancia, buen humor y un trato muy cercano desde el primer momento en que contactamos con ellos. Estamos seguros que ésta es la actitud y las cualidades que han llevado al equipo de Upplication a crecer desde el primer momento, a hacer realidad lo que en su día fue un proyecto. Upplication ¡Muchísimas gracias por responder a nuestra entrevista, Víctor! Desde Wizbii os deseamos que el camino que tenéis por delante esté lleno de experiencias de las que aprender y éxito del que disfrutar. wizbii, jóvenes, empleo, emprendimiento